Hipódromo de Maroñas


Hipódromo de Maroñas

El Hipódromo de Maroñas (Maroñas Entertainment) es un hipódromo ubicado en el barrio de Maroñas, de la ciudad deMontevideo, Uruguay. Cuenta con una pista principal de 2.065 metros y una pista auxiliar de 2.000 metros. Tiene una capacidad para 2.426 personas sentadas y alrededor de 5.500 de pie. Posee además, un estacionamiento con capacidad para 697 automóviles.

Historia

El hipódromo fue inaugurado oficialmente el 3 de febrero de 1889 por el Jockey Club de Montevideo. Ese día se realizó la primera reunión oficial a cargo del Jockey Club, aunque antes hubo carreras de caballos pero no eran oficiales. El primer Palco de Socios del hipódromo, hecho de tablones y chapa, fue trasladado desde el antiguo lugar donde se corrían carreras de caballos a la ingesa, de un lugar conocido como paraje Azotea de Lima, ubicado en la zona de Piedras Blancas.

La pista original tenía una extensión de 1.750 metros, y en sus primeros años, la organización de las carreras corría por parte de comisiones de propietarios y aficionados, hasta que el 14 de agosto de 1877 el gobierno del país dictó el primer Reglamento de Carreras.

Al año siguiente se fundó el Jockey Club de Montevideo, ocupando Ramírez la vicepresidencia, y el antiguo palco fue sustituido por una nueva construcción a cargo del arquitecto italiano Ángel Battaglia. Poco después, el hipódromo sería adquirido por el Jockey Club de Montevideo, quien organizó su primera reunión hípica el 3 de febrero de dicho año.

El principal clásico del hipódromo es el Gran Premio José Pedro Ramírez que se disputa desde el 1° de enero de 1889, se corrió en su primera versión con el nombre de Gran Premio Internacional, el cual se mantuvo hasta 1914, adoptando su actual denominación un año más tarde. También se corre el Gran Premio Nacional desde 1888, actualmente esta carrera se celebra anualmente en noviembre.

En 1910 se inaugura un nuevo palco de socios, obra del arquitecto Jacobo Vázquez Varela, el cual fue remodelado 10 años más tarde por los arquitectos Fernando Capurro y Emilio Rodie. Años más se construyeron la tribuna Folle Ylla (1938) y el Local Tribuna (1945), ambas por el arquitecto Román Fresnedo Siri.

Luego de la quiebra del Jockey Club, Fue adjudicado a la empresa Hípica Rioplatense, que lo remodeló y puso a punto, iniciando su actividad oficial de carreras el 29 de junio de 2003.